Made with the heart, not the tongue

 

carmenbass | justbeingnamaste

“You can talk with someone for years, everyday, and still,
it won’t mean as much as what you can have
when you sit in front of someone, not saying a word,
yet you feel that person with your heart,
you feel like you have known the person for forever….
connections are made with the heart, not the tongue.”

IoT bajo ataque


En 2016 hubo una serie de eventos que despertaron el interés sobre la seguridad de los así llamados dispositivos inteligentes. Por ejemplo, los poderosísimos ataques DDoS contra la compañía de hosting francesa OVH y el proveedor de DNS estadounidense Dyn. Se sabe que se los lanzó mediante una impresionante botnet conformado por routers, cámaras IP, impresoras y otros dispositivos.

Además, a finales del año pasado el mundo se enteró de la existencia de una gigantesca botnet (de casi 5 millones de dispositivos) conformada por routers. El hackeo de routers también afectó a la enorme empresa de telecomunicaciones alemana Deutsche Telekom, cuyos dispositivos de usuario fueron infectados con Mirai. Pero el ataque no se limitó a los equipos de red: también se encontraron problemas de seguridad en los lavavajillas “inteligentes” Miele y en las cocinas AGA. El “broche de oro” fue el malware Brickerbot que a diferencia de sus “colegas”, no sólo infectaba los dispositivos vulnerables infectados, sino que los dejaba completamente fuera de servicio.



Según datos de Gartner, hay ahora más de 6000 millones de dispositivos “inteligentes” en el mundo. Semejante número de gadgets potencialmente vulnerables no pasó inadvertido por los delincuentes: según los datos vigentes en mayo de 2017, la colección de Kaspersky Lab tenía varios miles de diferentes especímenes de malware para dispositivos inteligentes. Más o menos la mitad se agregó en 2017.

Fuente: blog.segu-info